La vida en fotos #Instagram

domingo, 11 de enero de 2015

Presentación de "Tres en ruta"

¡¡Hola Viajeros!!

Me presento: me llamo Elena, soy una madre primeriza con muchas ganas de recorrer mundo y con bastante poco tiempo y dinero para hacerlo.
A esto hay que sumarle  U, un pequeño troglodita de dos años, todo dulzura y energía, que sólo para quieto cuando duerme!


Antes de seguir, os pongo en antecedentes: antes de ser padres, éramos unos viajeros “apañaos”, con nuestras frecuentes escapadas rurales, nuestras visitas europeas, y nuestros grandes viajes de “una vez al año”. Lo típico, vamos…

Pero llegó la maravillosa experiencia de la maternidad/paternidad, cosa que ha hecho que, lógicamente, no podamos seguir el mismo ritmo de viajes por:

  1. Dinero: no nos engañemos, tener un bebé hoy en día es CARO, incluso con un estilo de paternidad como el nuestro, sin pijadas.
  2. Logística: no es lo mismo viajar solo o con tu pareja, que con un churumbel, sobre todo a según que edades (pañales, biberones, tronas, etc.)
  3. y la última, y sin embargo, la más importante para nosotros: NUESTRO HIJO.

Voy a desarrollar un poco más este último punto:
Muy a nuestro pesar, no pasamos todo el tiempo que quisiéramos con el pequeño U.
Esto implica que, cuando tenemos días libres, los queramos disfrutar con él.
Respetando mucho a los padres que optan por viajar solos, para nosotros no es una opción. Tampoco es una opción viable “arrastrarlo” a viajes o salidas que no están pensados  para incluirlo a él: muchas horas de vuelos, alojamientos con encanto (mejor dicho, “mírame y no me toques”), museos, colas, etc…
¿Quiere esto decir que no salimos, o que sólo vamos a sitios temáticos para niños? Nada más lejos de la realidad.
Hemos viajado en coche, tren, avión… dormido en hoteles, casas rurales, bungalows,… hemos desmontado dormitorios enteros para encajar la cuna, o directamente, hemos compartido todos una cama de matrimonio.
U no sabe lo que es un menú infantil, el come de lo nuestro, sin problemas, ya sea en un restaurante o en un picnic improvisado.
Y disfrutamos igual de bosques, playas, ciudades y pueblos.

Aún así, lo cierto es que, al principio, no veíamos tan fácil esto del turismo en familia, y cuando entras en Internet y buscas “DESTINOS CON NIÑOS”, casi todo lo que encuentras son mega-hoteles temáticos, complejos turísticos de cartón piedra y casas rurales “family friendly”, q deben ser “friendly” con la familia real, por los precios que tienen…

Es por eso que surge la idea de colaborar en el blog de Cuaderno de viajes, para explicar nuestras experiencias de salidas, viajes y escapadas con nuestro peque, para dar una visión alternativa al turismo con bebés y niños pequeños, y animar a otros padres a darse cuenta que otra manera de viajar, y sobre todo, de disfrutar en familia, es posible!

Espero que os gusten los posts, y que encontréis útiles los consejos que os pueda dar. O al menos, que os divirtáis leyendo nuestras peripecias!!

Así que… A DISFRUTAR, FAMILIA!!


Elena

No hay comentarios :

Publicar un comentario